Pósters de Barcelona

1 Filtros
theme icon
Ciudades
theme icon
Naturaleza
theme icon
Animales
theme icon
Botánico
theme icon
Abstracto y geométrico
theme icon
Tipografía y símbolos
theme icon
Viajes
theme icon
Mapas
theme icon
Arquitectura
theme icon
Películas y TV
theme icon
Comida y bebidas
theme icon
Romance y amor
theme icon
Arte para niños
theme icon
Motivacionales
theme icon
Divertidos

theme icon
Blanco y negro
theme icon
Moda
theme icon
Música
theme icon
Celebridades
theme icon
Arte Pop
theme icon
Superhéroes y personajes ficticios
theme icon
Retro y Vintage
theme icon
Soñador
theme icon
Erótico
theme icon
Fantasía
theme icon
Deportes
theme icon
Vehículos
theme icon
Astronomía y espacio
theme icon
Gente
theme icon
Estilo de arte callejero
theme icon
Ocasiones
Barcelona
Amsterdam
Basel
Berlín
Copenhague
Dublín
Estambul
Estocolmo
Fráncfort
Hamburgo
Hong Kong
Las Vegas
Lisboa
Londres

Los Ángeles
Lyon
Madrid
Miami
Milán
Múnich
Nueva York
París
Roma
Rotterdam
San Francisco
Tokio
Venecia
Viena
Zúrich
Azul
Blanco
Marfil
Marrón

Multicolor
Naranja
Negro
Verde
Diseño Gráfico y Tipografía
Fotografía
Ilustraciones y Dibujos
Retrato
13x18
20x30
30x45

40x60
60x90
80x120
100x150
Cuadros y láminas desde 6,99 €
Entregado listo para colgar
Diseños seleccionados

Centro animado; costa soñolienta

Hay algo mágico en las ciudades mediterráneas que no encuentras en ninguna otra zona del mundo. De alguna manera, en Barcelona, el sol parece brillar más, la gente es más amistosa y, allá donde vayas, la comida, sencillamente, parece que sabe mejor. Por tanto, ¿qué mejor modo de viajar que yendo directamente a su centro desde tu casa con un póster de Barcelona?

La próxima vez que se te presente la oportunidad, viaja allí en avión, prepárate para dejarte llevar y sumérgete en la febril actividad de la escena cultural de esta ciudad. Cuando acabes el día saciada de tu dosis de arquitectura y arte, acércate a la Barceloneta a tomar una copa al anochecer. Todo lo que tendrás que hacer a partir de ahora será respirar el aire salado.

Vamos a la playa

Hablando de playas, una de las mejores cosas que tiene visitar Barcelona es que la costa está literalmente a tu puerta. Si todavía no lo has hecho, te recomendamos que visites las playas a tu ritmo por el litoral: comienza en la arenosa playa de Sant Sebastià y sigue hacia el este hasta que encuentres la cala de tus sueños. Se rumorea que, si caminas hasta Mar Bella, puede que te permitan quitarte las sandalias y darte un rápido chapuzón desnuda.

¿Has vuelto a casa? Vuelta a la vida. Vuelta a la realidad.

Coloca todos tus recuerdos en un marco con las láminas decorativas de Barcelona que prefieras: lo mejor está por venir.

Travesías metropolitanas

Después de disfrutar de todo, tumbada bajo el sol, hay otros muchos destinos igual de excitantes que te están esperando para que los explores cuando regreses a casa. Londres sería un ejemplo. Aunque, admitámoslo, el clima apenas puede competir con el de otras capitales europeas, sus animados mercados y la dinámica escena artística compensan la falta de sol. ¿Te apetece una buena sugerencia uno de nuestros redactores expertos en gastronomía? Acércate a los puestos jamaicanos del mercado de abastos de Brixton para atiborrarte del mejor pollo marinado. ¡Mmmmm!

×